Empleo anima a los empresarios y autónomos granadinos a pedir las ayudas a la solvencia tras la rectificación del Gobierno central
Ahora, la subvención también cubre los costes fijos ya pagados y las pérdidas generadas entre el 1 de marzo de 2020 y el 30 de septiembre de 2021. El plazo acaba el próximo 20 de octubre

La delegada territorial de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo de la Junta de Andalucía en Granada, Virginia Fernández, ha animado a los empresarios y autónomos granadinos a solicitar las ayudas a la solvencia económica tras la rectificación por parte del Gobierno central de la normativa que regulaba dichas subvenciones y que ahora flexibiliza su acceso. El nuevo texto, que ha sido adaptado por parte de la Junta con la modificación del Decreto Ley autonómico (convalidado ayer por la tarde por el Parlamento andaluz), amplía el acceso a la subvención solventando las “graves dificultades que muchos empresarios y autónomos se estaban encontrando para cumplir con los requisitos establecidos en la normativa estatal y que desde la Consejería de Empleo denunciamos públicamente desde el principio, pues nosotros no podíamos hacer nada por cambiar las reglas del juego”.

Así lo ha recordado la delegada al comienzo de su intervención en el seminario web organizado para solventar las dudas de las organizaciones y entidades más representativas del colectivo al que se dirigen las ayudas en la provincia de Granada, webinar que ha contado también con una amplia explicación técnica por parte de la comisionada del Plan Director de Ordenación de las Políticas de Empleo y Relacionales Laborales de Empleo, Adolfina Martínez, y al que han asistido más de 170 posibles beneficiarios.

La principal novedad es que, tras la rectificación, se incluyen dos nuevos conceptos subvencionables: costes fijos ya pagados y las pérdidas generadas entre el 1 de marzo de 2020 y el 30 de septiembre de 2021, además de ampliarse por tercera vez el plazo de solicitud hasta el próximo 20 de octubre. “Hasta el momento, ya se han resuelto favorablemente 365 solicitudes de Granada pero sabemos que son muchos más los empresarios y autónomos de nuestra provincia que necesitan estas ayudas, por lo que desde aquí les animamos a que lo intenten”, ha insistido Virginia Fernández. Estas ayudas están destinadas a aquellas empresas que han sufrido una gran reducción en su facturación y, por tanto, han ido acumulando deudas.

Para acceder a la ayuda, los autónomos que cotizan por módulos no tienen que acreditar una bajada en su volumen de negocio en 2020 ni pérdidas en 2019: pueden presentar las facturas de los costes fijos incurridos desde el 1 de marzo del año pasado hasta el 30 de septiembre de 2021. Además, las empresas y los autónomos que no cotizan por módulos podrán incluir en su solicitud los costes fijos ya pagados y las pérdidas generadas en ese mismo período, así como deudas con proveedores y otros acreedores generadas en períodos determinados y que hayan sido pagados en este mismo tiempo.

Por su parte, la comisionada Adolfina Martínez ha detallado que ahora hay tres conceptos a los que se podrán acoger las empresas granadinas para solicitar la subvención:

a) Deudas y pagos a proveedores y otros acreedores, financieros y no financieros pendientes de pago, siempre y cuando éstos se hayan generado en dos tramos (del 1 de marzo del 2020 a 31 de mayo de 2021 y entre el 1 de junio de 2020 y el 30 de septiembre de 2021 que procedan de contratos anteriores al 13 de marzo de 2021, y se satisfagan con fecha posterior al final de cada tramo).

b) Compensar los costes fijos ya pagados incurridos entre el 1 de marzo de 2020 y el 30 de septiembre de 2021, que procedan de contratos anteriores al 13 de marzo de 2021.

c) Pérdidas generadas entre el 1 de marzo de 2020 y el 30 de septiembre de 2021.

La opción de utilizar las pérdidas generadas en el periodo mencionado es incompatible con las dos anteriores, para no incurrir en una doble contabilización de los gastos.

Factura de la luz, incluida

La principal novedad consiste en la posibilidad de acogerse a la subvención de los ‘costes fijos incurridos’, término que incluye los costes fijos soportados por los beneficiarios incluidas las amortizaciones de elementos de inmovilizado. Cabe mencionar entre ellos, gastos como: suministros (electricidad, gas, agua); alquiler de inmuebles (oficinas, depósitos); seguros; materiales de oficina; servicio de Internet; servicios externos (servicios de gestoría o informáticos, vigilancia, limpieza); gastos de administración; gastos financieros; transporte; licencias, tasas municipales y combustible.

Se excluyen del concepto de costes fijos los consumos de activos inventariables, las adquisiciones de elementos de inmovilizado, los deterioros de valor de activo y los costes que estén cubiertos por otras fuentes, como seguros u otras ayudas. La cuantía de la subvención se mantiene en la horquilla de 3.000 a 200.000 euros (dependiendo de distintas variables como la disminución de las operaciones en 2020, el número de empleados o el régimen de tributación) y en 433 las actividades (CNAEs) que se pueden beneficiar.

Atención prioritaria en los Cades

Para aligerar en la medida de lo posible una línea de subvenciones marcada por la normativa estatal y con requisitos complejos, la Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo ya puso en marcha una oficina técnica dedicada los siete días de la semana a instruir, gestionar y atender las consultas que llegan sobre la tramitación de las ayudas, dispositivo que cuenta con 105 empleados públicos de cuerpos de gestión, 15 de ellos informáticos. Asimismo, se han introducido procesos de robotización dentro de los escasos márgenes que permite el Real Decreto estatal, con sistemas masivos de automatización en la tramitación.

Al mismo tiempo, y puesto que estamos en la recta final del plazo, la tramitación de dichas ayudas va a tener prioridad absoluta en los servicios prestados por todos nuestros CADEs con el fin de asegurarnos la fluidez de las atenciones. Tal es así que, en aquellos en los que pueda haber más saturación por la alta demanda de las ayudas en los últimos días, vamos a establecer una serie de ‘Cades de Tramitación Abierta’, donde el propio usuario podrá acceder con su portátil para tramitar la ayuda con el asesoramiento del equipo técnico de la Fundación Andalucía Emprende”. En el caso de la provincia de Granada, han sido establecidos como tal los de Granada (capital), Loja y Motril.

Para consultar con más detalle, la Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo ha dispuesto la información de manera asequible en la web: https://www.ayudascovidandalucia.es/

Compartir es demostrar interés!

8 comentarios sobre “Empleo anima a los empresarios y autónomos granadinos a pedir las ayudas a la solvencia tras la rectificación del Gobierno central
Ahora, la subvención también cubre los costes fijos ya pagados y las pérdidas generadas entre el 1 de marzo de 2020 y el 30 de septiembre de 2021. El plazo acaba el próximo 20 de octubre

Comentarios cerrados.